Historia
Historia del INCASUR
   
1971
 
1972
 
1973
 
1974
 
1975
 
1987
 
1995
 
 
 
 
 

INCASUR: formador de líderes sindicales y sociales

El Instituto Internacional de Estudios y Capacitación Social del Sur (INCASUR) se funda a principios del año 1971 y se integra a la red de institutos de formación de cuadros de la Central Latinoamericana de Trabajadores (CLAT). La capacitación y la formación de cuadros sindicales y sociales en la región se convirtieron en instrumentos para desarrollar desde la perspectiva de los trabajadores un proyecto político y social que alienta y promueve la democracia participativa y pluralista, la unidad latinoamericana como plataforma para la liberación de los pueblos y el respeto de los derechos humanos.

Hoy -ya sin el marco institucional de la CLAT- desarrolla una intensa actividad en los países del Cono Sur y queda como testimonio de ese trabajo fecundo con sindicatos, partidos políticos, movimientos sociales, religiosos y derechos humanos, dirigentes formados en todo el territorio, documentos libros, publicaciones periódicas entre otros logros.

INCASUR: recordando los inicios

En Argentina, la CLAT estaba representada desde 1956 por un movimiento llamado Acción Sindical Argentina (ASA) y sus primeros dirigentes fueron Emilio Maspero y Alfredo Di Pacce(1). En la década del setenta, a partir de la fuerte represión y persecución a sus dirigentes e instituciones adheridas, la CLAT inicia un proceso reorganizativo a nivel institucional a la vez que profundiza sus posiciones políticas en torno la necesidad de encarar la liberación de los pueblos, la necesidad de preservar las democracias y la unidad de los pueblos del continente. En este contexto, la Central necesita asistir a sus organizaciones afiliadas en el Cono Sur. En este marco, se creó el INCASUR y comenzó a funcionar para apoyar a sus organizaciones en tres países (Argentina, Paraguay y Uruguay) con sede en Argentina como un instituto de estudios de las problemáticas en el movimiento de trabajadores y de capacitación y formación de cuadros y dirigentes sindicales y sociales. Su creación, en una época de dictaduras encuadradas en la guerra fría, respondió a la necesidad de difundir valores escasamente contemplados en la lucha sindical, medio ambiente, integración latinoamericana, la pobreza, los desocupados, el tercerismo, entre otros. Los años setenta el INCASUR fue refugio para muchos compañeros que necesitaron escapar de los estados terroristas del Cono Sur.

El INCASUR en los años ochenta preparó a los trabajadores en el marco del regreso a la democracia, participación, a “la democracia real” y la búsqueda de un camino propio para los pueblos de la región percibiendo un mundo en tensiones en el cual el capitalismo estaba imponiendo un cambio paradigmático, la globalización.

El neoliberalismo fue el marco ideológico impuesto en los noventa. El INCASUR también acompañó e impulsó perspectivas del pensamiento alternativo y progresista la lucha de los trabajadores para enfrentar las concepciones del pensamiento único cuyos efectos fueron devastadores para los pueblos del continente: trabajo esclavo, precarización, ajustes, despidos; más pobreza, mas fragmentación y mas desigualdad. Por ejemplo, el INCASUR  se opuso al ALCA desde sus inicios cuando en 1994 el presidente norteamericano Clinton la anunció en Miami y muchos presidentes latinoamericanos la aplaudían. El INCASUR siempre ofreció propuestas, ideas e incluyo temas inéditos en la agenda sindical. 

A lo largo de sus 42 años, INCASUR fue dirigido sucesivamente por los compañeros Rodolfo Romero, desde su fundación hasta 1980; Galo Pochelú Larosa, entre 1980-1994; Ramón Ermácora, 1995-2005; Enrique Sosa 2005-2008.  En marzo de ese año y hasta la fecha, Ramón Ermácora es Director del INCASUR.

 

1- Estos dos dirigentes tuvieron un papel fundamental en el desarrollo de la CLAT. Emilio Maspero fue su máxima referente algo más de 40 años.

 

INCASUR: actividades en el Cono Sur

En Argentina, llevó adelante un intenso trabajo con diversos colectivos que es importante recordar por el compromiso que ello representaba para los dirigentes de la institución en época en que la vida se ponía en juego a cada momento. Hay que destacar la articulación con los compañeros de diversas instituciones en la denominada Inter-Institutos. Otro grupo constituido por lo compañeros expulsados de los sindicatos cuando estos fueron intervenidos por las fuerzas armadas o después cuando lentamente se inicio su recuperación.

En este sentido, el apoyo al Grupo de los 25 del sindicalismo, movimientos sociales y religiosos que se movilizaban en defensa de los derechos más elementales y con militantes políticos y sociales perseguidos que tuvieron que exiliarse. Ya con la vigencia del sistema democrático se trabajo en la normalización de la CGT y se realizaron numerosas actividades y eventos que facilitaron la creación de la CTA. Tampoco estuvo ausente el conflicto de Malvinas. En efecto, en mayo de 1982 -los compañeros de ASU así lo recuerdan- estuvo en Montevideo una delegación del INCASUR explicando el sentimiento de los trabajadores sobre su naturaleza, la dictadura apropiándose de un sentimiento nacional.

En Bolivia se participó en apoyo a la Central Obrera Boliviana (COB), a los movimientos sociales campesinos, especialmente la organización TUPAC KATARI y otras en las diversas etapas de la vida institucional de ese país. Cabe destacar que los vínculos con éste país hermano fueron intensos y se manifestó a través de los estrechos vínculos con dirigentes tanto políticos como sindicales que debieron exiliarse en Buenos Aires entre los cuales se recuerda con especial afecto a Don Juan Lechín.

En Chile, se trabajó con el FUT durante todo el período de la dictadura, organizando eventos de formación de cuadros y coordinación política con las organizaciones representativas en ese momento, y que luego constituyeran el Comando Nacional de los Trabajadores (CNT). El INCASUR llevó a cabo innumerables eventos para apoyar la dirigencia sindical y política trasandina en especial la formación de cuadros para las organizaciones integrantes del Comando: FUT; COORDINADORA, CTC, CTCH, ADT. La mayoría de estas actividades se llevaron a cabo en Argentina con el apoyo de las organizaciones de este país.

El INCASUR comenzó a trabajar en Brasil en los años 1978/1979 a partir de las grandes huelgas en el ABC paulista liderados por Lula, a quien se acompaño participando a su lado y llevando la solidaridad y el apoyo de la CLAT. En este país, se luchó activamente en el CONCLAT formando cuadros y el desarrollo de organizaciones. También se lo hizo en el CONCUT que dieron lugar al nacimiento de la CUT. Posteriormente se apoyó intensamente en el nacimiento de Fuerza Sindical para luego impulsar la creación de la CAT que derivaría en la creación de la UGT en 2008. Como se puede ver una fuerte actividad junto a los compañeros brasileños.

Paraguay también contó con el trabajo del INCASUR en el complejo proceso de recuperación de su democracia. La tarea activa y militante permitió participar en diversos hechos políticos y sindicales entre ellos la creación del Movimiento Intersindical de Trabajadores (MIT) junto con las distintas expresiones del movimiento sindical de esos países, para luego impulsar la creación de la CNT y la asistencia a las organizaciones campesinas que crearon la ONAC. También hubo intensa actividades de solidaridad y defensa de los derechos humanos de los miembros de ese colectivo en la Argentina como fue el trabajo conjunto con el EPPA.

Uruguay: nuestra participación se basó en articular el apoyo a los compañeros de ASU en la conformación del PIT/ CNT base de la recuperación de la central nacional del PIT/CNT donde se jugó un papel protagónico por parte de nuestra gente.

La concepción filosófica se ve plasmada en la construcción del isologotipo del INCASUR, donde se aplicaron los conceptos de integración y formación en el marco del Cono Sur, haciendo énfasis en lo social. Se representa mediante una síntesis de un grupo humano, reunidos por un círculo exterior. También se reconoce la letra i, inicial de la palabra "INCASUR". El elemento "yunque" se utiliza para mantener una continuidad histórica, ya que tradicionalmente aparece en los isologotipos de la mayoría de estas organizaciones. 

La propuesta formativa del  INCASUR

El INCASUR centró su actividad en la promoción de la formación, capacitación, estudios, investigación y la asistencia técnica, con una significativa presencia tanto en el campo sindical como en los movimientos cooperativos, campesinos y movimientos de derechos humanos en los países del Cono Sur. Su propuesta de formación se articula siempre con la realidad y la necesidad de cambiarla.

Las líneas de acción para la política de formación del INCASUR tienden a fortalecer las organizaciones nacionales por ser el centro de acumulación del poder unitario y expresión de solidaridad del conjunto de la clase trabajadora. Señalamos como contenidos de la formación los siguientes:

• Los cambios en el mundo del trabajo, condiciones y medio ambiente del trabajo
• Conducción y planificación estratégica
• Organización-acción
• Formación de formadores
• Formación económica y formación histórica
• Formación en gestión social de organizaciones
• Formación ético cultural
•Desarrollo de una cultura geopolítica y geoestratégica
• Formación en materia de derechos humanos
• Formación en cuestiones geoambientales
• Formación de tutores para la educación a distancia

Por otra parte, el INCASUR cumple una tarea de asistencia técnica para mejorar el funcionamiento de los institutos de formación nacionales.

El método de la formación es consecuencia de nuestro enfoque con énfasis en el saber ser. El ser lo comprendemos como la bisagra de un sistema de cuatro componentes.

Por un lado, nos encontramos con los aspectos doctrinarios-ideológicos que componen la racionalidad científica y nuestra manera de interpretar la realidad. Es posible establecer una analogía con las bisagras de las puertas y en esta metáfora, es el panel central  (que es el que hace de juego en la bisagra), aquel que engarza lo fijo y lo móvil de la bisagra. El “saber ser” es esta bisagra y en ambos laterales el “saber saber” y el “saber hacer”. En el saber hacer acopiamos, acumulamos, juntamos, desplegamos las técnicas, los recursos para la acción. En el saber, pensamos, nos informamos, aprendamos las verdades racionales de la doctrina, de la ideología, del proyecto histórico-político. Se trata de la reflexión en torno a las ideas y conceptos.

La propuesta comunicacional del INCASUR

La política comunicacional del INCASUR está orientada a desarrollar la identidad del Movimiento de los Trabajadores en el espacio socio-cultural del Cono Sur, en el marco de la Comunidad Latinoamericana de Naciones. Para ello INCASUR apoya la creación de la red de comunicadores del Cono Sur con corresponsalías en cada una de nuestros países.

Paralelamente y en forma complementaria, a fin de fortalecer la autoformación y el aprovechamiento de las nuevas tecnologías de las comunicaciones, implemento una plataforma propia de Educación a Distancia, a fin de apoyar la formación de cuadros especializados y llegar a la mayor cantidad de organizaciones y cuadros.

Dentro de los medios de comunicación que hoy cuenta el INCASUR  cabe destacar:

  • La publicación oficial de orientación e información general (NOTISUR)
  • La publicación especializada para la orientación y la autoformación de los cuadros (cuadernos INCASUR).
  • NOTISUR virtual: una publicación electrónica que nos permite llegar a toda la red de organizaciones que no podemos alcanzar por vía impresa.
  • Sitio web INCASUR: brindando de forma permanente información sobre la formación y la difusión de las actividades y los trabajos de investigación desarrollados a todos los niveles y en todos los países.

 

Estudios e investigaciones

A lo largo de su historia, INCASUR se ha caracterizado por una permanente preocupación por la cuestión social y especialmente por el mundo del trabajo en toda su problemática y la necesidad de contar insumos y datos que provengan del mismo movimiento de los trabajadores.

Por ello también se abocó a la tarea investigativa, requiriendo de cooperación externa de profesionales e instituciones que forman una red en cada uno de los países de la región realizando así varios estudios e investigaciones que luego fueron publicados y puestos a disposición de los trabajadores.

La actividad del INCASUR no sólo se ha centrado en el Mundo del Trabajo (contemplando los temas sindicales, el trabajo con las cooperativas, empresas recuperadas, trabajadores informales, con movimientos sociales, religiosos, por los derechos humanos, PyMES, etc.), también se trabajó en el fortalecimiento de los procesos de integración como fueron el proyecto de la Cuenca del Plata, Hidrovía Paraná-Paraguay y el MERCOSUR, UNASUR.

La actualidad del INCASUR

La actualidad del INCASUR hay que situarla en un contexto político-sindical y económico. En diciembre de 2006 en Viena concluye un proceso de unidad de las dos corrientes sindicales predominantes hasta entonces, CIOLS y CMT.

Continuando con ese proceso, en 2008 en Panamá se integran la CLAT y la ORIT. Si bien el INCASUR no forma parte de esa estructura orgánica, se aportaron ideas, apoyo y críticas a los procesos de unidad. También han compartido numerosas actividades de capacitación, sumado ideas a una agenda de trabajo conjunto como Seminario de Migraciones 2010 den San Pablo. 

El INCASUR continúa trabajando en apoyo a las diversas centrales de trabajadores del Cono Sur en temas de capacitación, formación, estudios, y asistencia técnica. El contexto de crisis económico mundial limitó los programas de cooperación con el INCASUR. Esta situación impacto muy negativamente en las actividades del Instituto tanto fue así que se analizó la opción de cerrarlo. En este marco, se cambio el paradigma de financiamiento y de trabajo. En efecto, trabajamos en el marco de un “paradigma militante”: cobramos por nuestro trabajo docente, como autores de los textos, investigaciones u otras acciones. El INCASUR sumó esfuerzos de ADEF para sostener los gastos fijos y el compromiso militante de sus animadores y Director (Ramón Ermácora), y se armó un programa de trabajo acorde a las nuevas circunstancias sin abandonar los valores de siempre.

Otro dato relevante: el INCASUR amplió su equipo de trabajo tanto dirigentes sindicales como profesionales. Esta renovación facilito el desarrollo de acciones en distinto puntos de la Argentina y en el Cono Sur. En este sentido, se orientó el trabajo a las organizaciones sindicales nacionales como la Federación de Trabajadores de la Industria de la Carne, Federación de Trabajadores de Imprentas y Diarios, Trabajadoras de Casas Particulares, Trabajadores de Correo y Comunicaciones, Secretaría de Juventud de la CGT, Federación de Empleados de Farmacia, entre otros.

El Programa Institucional 2011-2013 se redefinió e incluyó temas como medio ambiente, migraciones, participación de las mujeres en el convenio colectivo, seguimiento de los procesos de integración regional en aquellas instancias de participación. En noviembre de 2013, el INCASUR tuvo un papel fundamental en la creación de la Confederación Latinoamericana de Trabajadores Viales, contraparte de la IIRSA.



Agenda Agenda
scroll up
scroll down
El integrante del equipo Incasur presenta su libro hoy jueves....
Hoy a las 18 hs. en el Ateneo Perón Balbín con entrada libre y gratuita....
Los invitamos a la presentación colectiva de Ediciones CICCUS hoy 8 de mayo en la Feria del Libro....
Conferencia de Leonardo Boff el próximo 9 de mayo en el salón Felipe Vallese....
Jueves 27 de abril en el salón "José Ignacio Rucci" de la CGT, ....
El Centro de Estudios Alfredo Ferraresi lanza la capacitación de este año....
© INCASUR. Todos los derechos reservados.
Alberti 36. Ciudad Autónoma de Buenos Aires. Tel.: (011) 4932-2776. comunicacion@incasur.org